Next level

8:30

Todo videojuego multipantalla que se preste te avisa cada vez que has superado un nivel o que has logrado un hito y puedes avanzar a otra fase de mayor complejidad y/o dificultad.
Pues más o menos a esto podría equiparar mi planteamiento del embarazo, por etapas y con el único fin de acumular pantallas superadas para llegar a la meta. 
Venga va... os dejo llamarme friki, porque en el fondo lo soy.

Ayer obtuvimos un nuevo "next level" correspondiente al control de percentil y de la dilatación de la pelvis renal izquierda de B.

Teníamos hora a las 9:25h de la mañana en la Maternidad y esta vez me acompañó mi madre; Mr. Costillo lo va a tener muuuy complicado para acompañarme en lo que queda de año a tantas visitas. ¿Podría ir sola? Sí, pero pudiendo venir mi madre no tengo necesidad, pues cuatro orejas escuchan mejor que dos.

Entramos una hora más tarde, y eso que éramos de las primeras visitas programadas a la mañana, pero se ve que la chica que entro dos turnos por delante mío tendría algo chungo y el equipo de patología fetal se estuvo un bueeen rato con ella. Si no salieron de la sala 6 o 7 personas no salió ninguna.
Durante la espera, y a medida que se acercaba el momento que nos llamaran, mi ritmo cardíaco era equiparable al de un hámster y mis ovarios habían ascendido hasta el cuello a modo de pajarita. 
¿Soy una cagona? No, soy gato escaldao.

Y llegó el momento de la verdad. 

Pasámos y a lo único que atiné fue a cargar a mi madre con todos los bártulos posibles; nada más entrar, mientras nos sentábamos, la doctora, una mujer que parecía muy campechana, nos dijo que no entendía qué hacía tan pronto allí para controlar ambas cosas, ya que lo normal hubiese sido a las 28 semanas (según ellos mañana justo cumplo 24 y por mi calendario he cumplido 23 este Lunes). Por un momento, tanto mi madre como servidora pensamos que nos íbamos por donde habíamos entrado tras una hora calentando banquillo. No hice mucho más que poner una cara que era mezcla de "¿y a mi qué me cuenta?" con acelga pochada; la parte buena es que en la SS poco decides tú sobre la programación, así que todas las visitas con las que sales son por estricta orden médica, con lo cual quedó claro que si tenían que achacar la culpa a alguien no era a mi.
Aún no cumpliendo los requisitos me pasó al ecógrafo para ver a B e intentar valorar algo de lo solicitado por sus compañeros.

La madamme estaba de lado, bieeen atravesada ella y poniendo difícil al MIR de ginecología la correspondiente exploración. Suerte que había la "jefa" para hacer una segunda comprobación sobre lo visto por el primero.
A grandes rasgos, B está de las semanas que tocan según MI calendario (el real, el de su concepción) salvo porque viene gordita y patilarga, algo que ya comprobamos en las ecos anteriores, pero todo y con esto hemos subido a percentil 33 y su peso aproximado, según sus algoritmos, es de unos 656gr,; por otro lado, su riñón izquierdo sigue presentando la pelvis renal en el "límite de la normalidad", como gusta de poner a los médicos, pero la doctora de patología fetal le restó importancia por el momento.
Buenas noticias.

A pesar de todo, en 4 semanas, a finales de Octubre y cumpliendo las 28 semanas, nos quieren volver a ver, supongo que más por "cerrar el caso" que por necesidad real... pero bueno, ahí estaremos si todo va bien.

Y quisiera matizar una cosa sobre los percentiles que tanto me han comido la moral desde que los descubrí; el motivo real por el que me han preocupado, aún estando dentro del margen de normalidad, es por temor a que la dosis de heparina terapéutica pueda quedar corta en algún momento y mi pequeñaja lo acuse. Os recuerdo que desde el positivo no se me ha modificado la dosis porque con los controles de heparinemia salía dentro del límite superior, pero, no volviéndome a ver la hematóloga hasta principios de Noviembre, una va con temor que el incremento de peso pueda repercutir en la efectividad de la misma en el momento menos pensado y descubrirlo tarde, nunca y mal. 
Que mi niña tuviera un percentil 18, en circunstancias de normalidad, y se mantuviera todo en orden durante el embarazo no me preocuparía ya que la genética también está ahí y servidora como que no es jugadora de básquet y Mr. Costillo es alto pero tampoco es una torre.

¿Siguiente nivel? O'Sullivan.

You Might Also Like

3 comentarios

  1. Otro nivel superado! En nada, pasas de pantalla y ganas el juego! ;) Un beso grande!

    ResponderEliminar
  2. Q bien en general!q todo siga bien y en la semana 28 te den ya la tranquilidad absoluta (si esq existe).un saludo

    ResponderEliminar
  3. Hola como va todo?hace tiempo q no te veo actualizar!un saludo

    ResponderEliminar

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Sígueme por mail

Follow